Los seres humanos son obras en progreso que piensan erróneamente que han terminado